POR QUÉ LAS EMPRESAS DEBEN INVERTIR EN COACHING EMPRESARIAL?

Todas las empresas necesitan obtener beneficios y conseguir objetivos, pero ¿son conscientes que para generar los resultados esperados de un proyecto es necesario que las personas involucradas tengan las capacidades y actitudes adecuadas?, ¿cómo se puede alcanzar la sintonía necesaria entre las personas y los elementos que forman un proyecto para lograr el éxito?. El coaching empresarial responde a estas y otras preguntas, convirtiéndose en una pieza clave en el desarrollo del potencial de personas y equipos.

¿Qué es el coaching empresarial?

Cabe preguntarnos para qué se necesita el coaching y qué se puede conseguir. A grandes rasgos, diremos que el coaching es el camino que ayuda a las personas a desplegar todo su potencial y a mejorar sus niveles de rendimiento. Por su parte un coach de empresa es un profesional que además de dominar la metodología, las técnicas del coaching y haber desarrollado una serie de habilidades personales, como son  la capacidad de escucha, el arte de hacer preguntas poderosas o la empatía, tiene experiencia en el mundo de la empresa – normalmente como directivo o consultor de empresas – con lo que entiende los problemas y retos más frecuentes a los que se enfrentan las personas  y los equipos en las organizaciones empresariales. La familiarización con este contexto le permite ayudar de manera más rápida y eficiente a que sus clientes consigan sus objetivos.

Como se comentaba al principio, las personas son el capital más valioso de la empresa y gran parte de su éxito dependerá de cómo se ejecutan las acciones y de cómo  desempeña los roles cada uno de sus miembros. El coaching empresarial ayuda a las empresas a desplegar el potencial de las personas y equipos, generando una profunda transformación a través de la cual se consigue que vean las cosas desde otras perspectivas, aumenten el compromiso y la responsabilidad, obteniendo mejores resultados.

El coaching empresarial promueve cambios de conducta, emocionales y de conocimiento en las personas y equipos, de forma que consiguen los objetivos fijados, utilizando sus propios recursos y habilidades.

¿Para qué  mi empresa debería recurrir al coaching empresarial?

A partir del estudio de las necesidades y de los objetivos del cliente se realiza la propuesta más idónea con las metodologías y herramientas necesarias para desarrollar de forma efectiva el programa de coaching en la empresa. El trabajo de coaching empresarial se podrá realizar a nivel individual, de equipos y grupos.

Por ejemplo, en muchas ocasiones, la falta de motivación impide la realización de nuevas tareas o proyectos. Y la motivación es fundamental para conseguir resultados. En una situación de este tipo, un coach puede ser fundamental para ayudar a identificar los frenos y potenciar la motivación personal y grupal. Este es sólo un ejemplo de lo que se puede conseguir a través del coaching empresarial. En definitiva, supone un ahorro de tiempo en la empresa, ya que sirve para acelerar los nuevos aprendizajes que las personas y equipos tienen que hacer para gestionar aquellas situaciones en las que la gestión era ineficiente y en las que se invierte más tiempo del debido.

¿Qué beneficios puede conseguir mi empresa con un coach empresarial?

En los siguiente puntos se mencionan objetivos a conseguir a través de los servicios que ofrece el coaching empresarial:

  • Potenciar las competencias de liderazgo en directivos y managers.
  • Resolver problemas internos o externos a la empresa y que estén afectando a su rendimiento.
  • Conseguir que el aprendizaje obtenido se pueda extrapolar a otras situaciones que tienen lugar en el trabajo.
  • Aumentar la motivación de las personas.
  • Ampliar las habilidades empresariales.
  • Mejorar la calidad del trabajo.
  • Mejorar las competencias de liderazgo y competencias funcionales de comerciales, y gestores de proyecto y otros colectivos críticos de la empresa.
  • Conseguir que las personas sean más empáticas y asertivas, mejorando así el clima laboral.
  • Mejorar la visión estratégica en la empresa.
  • Apoyo a los colectivos que se encuentran en “tránsito profesional”.
  • Conseguir que las personas y los equipos estén alineados con los objetivos empresariales.

¿De qué depende la eficacia del coaching empresarial?

La respuesta a esta pregunta la podemos dividir en dos partes:

-La experiencia y formación que tenga el coach encargado de la actividad. Es muy importante que el coach tenga experiencia acreditada. Tener testimonios que acrediten su profesionalidad y la experiencia con el coach es un punto a tener en cuenta.

-La relación que se establezca con el coach. La relación debe ser de confianza, transparencia, sinceridad para que la metodología sea eficaz.

En los procesos de coaching empresarial se determinarán distintos objetivos en función de las necesidades del cliente, pero siempre se intentará buscar que el cliente profundice en su conocimiento, mejore su rendimiento y en su calidad de vida.

¿Tu empresa ha utilizado alguna vez los servicios de un coach?

Palomo Consultors, SL pone a vuestra disposición este servicio completo y personalizado para ayudar a las empresas a alcanzar el éxito en sus negocios.

Contacta con nosotros y te asesoraremos en todo lo que necesites: marta@palomo.net, 977449033

 

(Fuente: Crescendo, gestión del talento y coaching)

0 Comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *