EL COLIVING VIVIRÁ EN EL 2021 SU DESPEGUE EN ESPAÑA

El coliving vivirá en el 2021 su despegue en España, con la salida al mercado de 4.000 nuevas camas que ahora están en proyecto, en un sector que apenas cuenta actualmente con 500 y que multiplicará por cinco su oferta, según los datos de la consultora CBRE. “El coliving no es vivir en un piso compartido o en un aparthotel, sino un nuevo concepto residencial que incluye además del alojamiento servicios y comunidad”, señala la consejera delegada de Inèdit, el operador más veterano de España, que importó la idea hace diez años tras una estancia en Estados Unidos. Catalunya regula la construcción de edificios específicos para esta actividad, de pequeña superficie privativa (24 m2) pero con el acceso a un mínimo de 12 m2de superficie en espacios comunes. Como novedad, el decreto de la Generalitat abre la puerta a que se construyan estas viviendas en suelo dotacional. El decreto ley 50/2020 de la Generalitat que autoriza los pisos pequeños y hace posible el coliving debe ser aún ratificado en las próximas semanas por el Parlament…

Como casi todos los negocios colaborativos, el coliving se originó en Silicon Valley al producirse una escasez de vivienda que chocaba con la multiplicación de jóvenes profesionales que llegaban a San Francisco con ganas de socializar. Y es cuando empezaron a aparecer edificios en los que los inquilinos no sólo compartían zonas comunes sino que, además, también sus aficiones.

Así, el coliving es una extensión o evolución del coworking en el mercado de la vivienda, que dota de espacios en los residentes, generalmente profesionales afines, que además de compartir un lugar de trabajo, comparten una casa donde pueden seguir intercambiando experiencias, laborales y vitales. «En mi opinión, el modelo coliving proporciona una forma de vida completamente revolucionaria en términos de espacios compartidos, en línea con lo que busca en la actualidad los millennials«, destaca Zulueta, «y es que, tal y como describen las empresas de coliving, esta generación valora las experiencias mucho más que las posesiones materiales. Para muchos de ellos, la propiedad ya no es el objetivo y prefieren aprovechar al máximo su vida y sus experiencias». Por ello, este modelo está diseñado para que las personas interactúen con los demás, dotándolos de zonas comunes tales como sala de cine, sala de juegos -ping pong, billar, dardos, etc.-, biblioteca, comedores que puedes reservar para hacer una cena privada con amigos, gimnasio, restaurante… Al final todo está pensado y construido para compartir experiencias dentro de una comunidad, destaca el directivo.

«Estos espacios funcionan como laboratorios de ideas de jóvenes emprendedores, que se unen para desarrollar proyectos en poco tiempo, conviviendo tanto en el trabajo -coworking- como en su vida privada (coliving), y generando de esta manera fuertes sinergias entre sus proyectos. De esta manera, se acelera el proceso de creación del concepto y el desarrollo y puesta en marcha del mismo», explica Patricio Palomar, consultor sénior de inversión en AIRE Partners.

«El coliving no deja de ser una evolución natural del booming que estamos viviendo en el sector del alojamiento de estudiantes en Europa. Los jóvenes entre 22 y 30 años del mundo anglosajón están acostumbrados a un nivel más altos que el nuestros en los servicios y en la calidad de las residencias de estudiantes donde se han alojado durante su época universitaria, y demandan complejos de similares características para sus primeros años tras incorporarse al mercado laboral», detalla el directivo.

0 Comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.